Reflexión del Dia: 3 de Junio

Melody Beattie, en su Libro Ya no seas Codependiente ratifica que se hace necesario que el codependiente concientice la importancia de iniciar su terapia personal para sanar la codependencia.

Si deseas conocer mas sobre esta Autora/Consejera y particularmente con referencia a este Libro visita la Web de Amazon y adquierelo por esta vía.

Reflexiona sobre esto:

Creo que Dios quiere que ayudemos a la gente y que compartamos nuestro tiempo, talento y dinero. Pero creo también que Él quiere que demos desde una posición de alta autoestima. Creo que los actos de amabilidad no son amables a menos que nos sintamos bien con nosotros mismos, con lo que estamos haciendo y con la persona para la cual estarnos haciéndolo.
Creo que Dios está en cada uno de nosotros y que nos habla a cada quien. Si no podemos sentirnos bien en absoluto acerca de algo que estamos haciendo, entonces no debemos hacerlo, no importa cuán caritativo parezca ser.
Tampoco debemos hacer por los demás las cosas que ellos deben y son capaces de hacer por sí mismos. Los demás no son inválidos. Nosotros tampoco.

Mi Reflexión: El codependiente se empecina en ayudar a los otros, aun cuando ellos puedan hacer sus cosas, resolver sus problemas. Esa conducta dice mucho de la baja autoestima de la persona codependiente y eso debe ser abordado, con terapia con grupos de ayuda (CoDA) y en ocasiones simultáneamente terapias psicológicas. (Alpha).

Eres un codependiente dedicado compulsivamente a cuidar de los demás? Cómo estás enfrentando tu codependencia? Comparte aquí.

También te podría gustar...

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: